Reporteros de la Guerra Civil Española. Fuente: Planeta Sapiens

Hace unos días empecé a leer la Historia de Menorca de Miquel Àngel Casasnovas. Es un libro fantástico para conocer la isla, pero a la vez me ha hecho recordar una idea que hace tiempo se me había pasado por la cabeza: el periodismo se alimenta de la historia y ésta se alimenta del periodismo. Unos explican lo que pasa, otros explican lo que pasó hace tiempo atrás. Y para ello ambos se necesitan.

Por David Muñoz

En el fondo, un periodista y un historiador hacen más o menos lo mismo: interpretar unos hechos y reconstruirlos siendo lo más fieles posible. La diferencia está en el marco temporal porque, mientras el primero debe explicar lo que ha pasado hoy o lo que acaba de pasar; el segundo debe contar lo que sucedió hace 10, 20 o 100 años (aunque esta reconstrucción también la puede hacer, en un momento dado, el periodista). Y la noticiabilidad no es algo que tenga solo en cuenta el periodista. También el historiador porque la reconstrucción de la historia se hace a partir de hechos importantes y relevantes (que en su momento habrían sido noticia).

Sin la historia, el periodismo no sería el que es. Y sin periodismo, la historia difícilmente existiría. Si no hubiera historiadores que se dedicaran a reconstruir los hechos pasados de un pueblo, de una ciudad o de un país, los periodistas no podrían documentar sus escritos ni contextualizar las noticias. Del mismo modo, si los periodistas no construyesen (porque no es más que una construcción) noticias, los historiadores tendrían más dificultades para hacer su trabajo porque unas de las principales fuentes de historia suelen ser los diarios y los documentos de una época.

¿Qué va primero, el huevo o la gallina? ¿La historia o el periodismo? No lo sé. Pero sí me atrevo a decir que la historia es el periodismo pasado; y el periodismo, la historia presente. Es bastante lógico. Es un vínculo permanente entre ambas cosas. Una unión que cada día es más grande gracias a las facilidades que ofrecen las nuevas tecnologías. La digitalización de los documentos, las numerosas hemerotecas y el fácil y rápido acceso al material de la red, agilizan enormemente la labor de los dos profesionales.  No obstante, ambos deben hacer lo que han hecho siempre (o deberían haber hecho): contrastar, verificar, interpretar, reconstruir y explicar.

Reflexión publicada también en Periodisme Independent

Sobre David Muñoz

David Muñoz Menorquín. Periodista a falta de título. Cofundador de elideario.com, emprendedor, tecnoptimista y obsesionado con la productividad. Cuento historias aquí y en mi Blog desde 2010. Estos son mis intereses: #Apple #Periodismo #SocialMedia #Comunicacion #Twitter. Y éstos los sitios dónde me encontrarás: Twitter Facebook Google Plus LinkedIn